ENLACES

[Lo Nuevo] [Madres Solas] [SUTESUAEM] [Previsión Social] [Ciencias Económico Administrativas]
[
Ciencias Sociales] [Ciencias de la Informaci
ón][México Historia y Cultura]
[Materias de Estudio]
[
SPCU] [Diplomado SPC] [Documentos SPC] [Foro Permanente SPC] [Enlaces SPC][PRONAD-SIIA] [Enlaces]

[Joseacontrera's Blog] [Propósito] [Viajeros] [Mis Viajes] [Fotos] [Música] [Deportes] [Correo] [Curriculum] [Godaddy]


NOTICIAS
 [México] [Edomex] [Prensa Educativa] [Universities] [Empleo] [Joseacontreras Diario] [Derechos Humanos Diario]



Día Internacional de la Mujer 2011.

Día Internacional de la Mujer 2011.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Entrega de Silla de Ruedas.

Entrega de Silla de Ruedas.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad de Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad de Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Visita la página de “Código Ayuda A.C.” Aquí

Visita la página de “Código Ayuda A.C.” Aquí

Entrega de Reconocimiento por la AMS a la labor de Gabriela Goldsmith Presidenta de Código Ayuda A.C. Más »

Día de la Niñez 2011 con nuestras socias y socios de San Lorenzo Tepaltitlán, Toluca, Estado de México.

Día de la Niñez 2011 con nuestras socias y socios de San Lorenzo Tepaltitlán, Toluca, Estado de México.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Entrega de Silla de Ruedas.

Entrega de Silla de Ruedas.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

“Yo Me Declaro Defensor” de los Defensores de Derechos Humanos

“Yo Me Declaro Defensor” de los Defensores de Derechos Humanos

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Entrega de Reconocimiento al Lic. Enrique Peña Nieto por su apoyo como gobernador a los grupos vulnerables de nuestra Asociación.

Entrega de Reconocimiento al Lic. Enrique Peña Nieto por su apoyo como gobernador a los grupos vulnerables de nuestra Asociación.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad en Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad en Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad en Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad en Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad en Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad en Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad en Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Compartiendo con nuestras socias y socios de la tercera edad en Molino Abajo, Temoaya, Estado de México.

Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". ¡Visita la página de Madres Solas Aquí! Más »

Thelma Dorantes Autora y Actriz principal de la obra de Teatro

Thelma Dorantes Autora y Actriz principal de la obra de Teatro

Visita de Thelma Dorantes a las oficina de la Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". Más »

Thelma Dorantes Autora y Actriz principal de la obra de Teatro

Thelma Dorantes Autora y Actriz principal de la obra de Teatro

Visita de Thelma Dorantes a las oficina de la Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". Más »

Thelma Dorantes Autora y Actriz principal de la obra de Teatro

Thelma Dorantes Autora y Actriz principal de la obra de Teatro

Visita de Thelma Dorantes a las oficina de la Asociación de Madres Solteras y Grupos Vulnerables para el Desarrollo Social, \\\\\\\"Por un Trato más digno Yo Madre Soltera Aquí Estoy AC\\\\\\\". Más »

Premio Nacional del Trabajo 2012.

Premio Nacional del Trabajo 2012.

Entrega a los trabajadores de la Dirección de Organización y Desarrollo Administrativo de la Universidad Autónoma del Estado de México del Premio Nacional del Trabajo 2012 por la Secretaría de Trabajo y Previsión Social del Gobierno de México. Más »

 

En busca de la reina de Saba

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2018/11/15/01-templo-awwam-wendell-phillips-saba_fd504101_1280x1007.jpg

Wendell Phillips era un arqueólogo y aventurero norteamericano que llegó a integrarse en la sociedad tribal del sur de Arabia, y que luego se convirtió en un hombre multimillonario gracias al comercio de aceite. Durante los años 1951 y 1952 pudo excavar las ruinas del templo de Awwam. Los árabes llamaban al templo, situado cerca de Maarib (capital de los sabeos), Mahram Bilqis, “el santuario de Bilqis“, el nombre de la mítica reina que visitó a Salomón según los textos árabes. En Awwam, Phillips no encontró ningún indicio que pudiera demostrar la existencia de la reina de Saba, ni la relación del templo con la soberana. El arqueólogo encontró, eso sí, bellísimas estatuas de metal, además de diferentes elementos que demostraban que en ese lugar se celebraban rituales en honor al dios solar Almaqah, del que los sabeos se autodenominaban sus hijos.

Los restos fantasmagóricos de un submarino alemán de la Primera Guerra Mundial

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2019/01/14/submarinoaleman1_62a648b0_1280x853.jpg

Los habitantes de Wissant ya sabían de la existencia de unos restos de un submarino alemán que quedó varado a finales de la Primera Guerra Mundial en la costa de esta población del departamento de Paso de Calais, en el norte de Francia: las piezas de la nave submarina reaparecían de vez en cuando, pero “esta es la primera vez que ha quedado tan al descubierto“, explica Vincent Schmitt, un guía turístico local, a la Agence France-Presse (AFP). Desde el pasado mes de diciembre, y debido a una tormenta y a una marea más fuerte de lo normal, han emergido los fantasmagóricos restos de un submarino que, según las fuentes históricas, consiguió hundir 11 barcos mediante el lanzamiento de torpedos o la colocación de minas, para lo cual estaba especialmente diseñado. ¿Cuál es su historia?

El U-Boot UC-61, diseñado y construido por la Marina Imperial alemana, entró en funcionamiento a finales de 1916, comandado por Georg Gerth (1888-1970). Su misión consistía en hundir barcos comerciales e incluso algún buque de guerra. “Procedente de Zeebrugge (Bélgica), el 26 de julio de 1917 navegó a lo largo de la costa con el propósito de colocar minas en Boulogne-sur-Mer y en El Havre, pero con el fin de evitar las redes antisubmarinos, que se extendían entre Inglaterra y Francia, el capitán del UC-61 cometió un error de navegación y encalló el submarino en la costa francesa“, comenta Isabelle Delumeau, una especialista en historia marítima, a National Geographic España. “La tripulación hundió el submarino con explosivos para evitar que fuera utilizado por el enemigo y se rindió ante las autoridades francesas; el capitán Georg Gerth fue prisionero de guerra hasta marzo de 1920″, añade.

El submarino quedó encallado y la tripulación lo inutilizó con explosivos

El naufragio permanece, desde hace 100 años, en la costa de Wissant, normalmente enterrado bajo la arena y, a veces, reaparece algún fragmento de esta reliquia de la Gran Guerra, que ya forma parte del paisaje marino de la población. Otras piezas del submarino alemán podrían reaparecer en los próximos meses…

Los padrazos del mundo de los anfibios

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2019/01/11/macho-de-rana-al-cuidado-de-renacuajos_29371136_1280x853.jpg

En muchas especies de rana son los machos los encargados de cuidar de las crías. Sin embargo, los científicos han descubierto en la selva tropical de Borneo un caso que sobrepasa todos los límites de esa devoción por el cuidado de la prole. Se trata de los machos de la especie Limnonectes palavanensis, los cuales apenas se mueven o comen durante días mientras se dedican con determinación al cuidado de los huevos o de los renacuajos, y a quienes parece que no les interesa aparearse con más hembras.

Según Johana Goyes Vallejos, ecóloga del comportamiento en la Universidad de Kansas y autora de un estudio publicado recientemente en la revista Journal of Natural History, al menos un 10 por ciento de los anuros (sapos y ranas) cuidan de sus crías. Una labor que incluye la vigilancia y el transporte de los huevos -como hace, por ejemplo, el sapito partero (Alytes obstetricans) presente en la península Ibérica-. En casi dos terceras partes de los casos, son los machos los que se encargan del cuidado parental.

Sin embargo, el cuidado de la familia no implica dejar de lado las obligaciones reproductivas. Los sapos estudiados hasta la fecha seguían buscando hembras con las que aparearse mientras cuidaban de los huevos, e incluso se hacían cargo de varias puestas a la vez. Pero el macho de Limnonectes palavanensis no parece interesado en nada que no sea vigilar con denuedo de sus vástagos, aunque se le ponga una hembra a tiro.

Para estudiar el comportamiento de esta especie, Goyes Vallejos capturó algunos ejemplares de Borneo y observó cómo sea apareaban en terrarios de cristal. En seis de los nueve casos estudiados, el macho quedó todo el tiempo al cuidado de la puesta. En los otros casos, ellos no prestaban atención a los huevos sencillamente porque estos no habían sido fertilizados.

“La diferencia principal es la intensidad con la que esta especie practica el cuidado parental – dice la investigadora- . Otros machos se quedan con la puesta durante la noche, pero de día buscan refugio, o salen por comida o en busca de otras hembras con las que aparearse -apunta la investigadora-. Pero durante el estudio Limnonectes palavanensis no se movió en ningún momento”.

Goyes Vallejos, quien grabó el comportamiento de estos anfibios durante el desarrollo de los huevos hasta que eclosionaron como renacuajos, descubrió que además de eso, los machos tampoco proferían llamadas a las hembras para aparearse. Es más, eran ellas las que llamaban a los machos, y no al revés, como suele suceder en otras especies.

“En el bosque tropical de Borneo era mucho más fácil localizar a las hembras que a los machos a través del canto, aunque ellos cantaban más fuerte” asegura la científica, quien apunta que, aunque todavía no sabe exactamente cuál es su función, este cambio en el comportamiento vocal de la especie podría indicar una inversión de roles sexuales.

Goyes Vallejos espera recabar más datos que puedan verificar dicha hipótesis, aunque apunta a otra posible causa del extraño comportamiento de Limnonectes palavanensis. En un estudio anterior, descubrió que los lugares seguros donde dejar a los renacuajos son escasos. Esa falta de disponibilidad de espacio podría provocar que “tan rápido los sueltan, tan rápido vuelven a aparearse”. Al parecer, el problema de estos padrazos es que no encuentran el momento de que sus vástagos se vayan por fin de casa.

Una procesión hindú

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2019/01/07/el-hombre-santo-hindu-desnudo_6a73c55c_1280x853.jpg

En esta fotografía tomada en Un Naga Sadhu, o un “hombre santo hindú desnudo“, posa con su tridente durante la parada en una procesión hacia el Sangam, la confluencia de los ríos Ganges y Yamuna, durante el Kumbh Mela, un peregrinaje que se realiza cuatro veces cada doce años, y tiene lugar, por turno, en 4 diferentes lugares santos de la india. El Kumbh Mela de 45 días de duración, comenzó en enero, y aguarda a millones de devotos hindúes con la creencia de que darse un baño en las aguas sagradas los limpiará de sus pecados.

Joyas del Trentino

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2018/10/15/trento_65ce893a_1280x988.jpg

La historia no ha hecho más que confirmar la geografía. Nos hallamos en un lugar de paso, un corredor entre los Alpes y el Mediterráneo, abierto por un valle y un río, el Adigio, con más de 300 ramales subalternos, como riachuelos, torrentes y lagos que alimenta el deshielo. Por aquí circularon desde siempre ideas y mercancías en ambas direcciones: los antiguos romanos, hacia las brumas bárbaras del norte; y a partir del siglo XVI eran los nórdicos los que iban en pos de la claridad meridional, sobre todo dos siglos después, cuando casi era obligado consumar el rito del Grand Tour que peregrinaba a los tesoros clásicos de Italia. Ese territorio constituye hoy la región del Trentino-Alto Adigio, fronteriza con Austria y formada por dos provincias: Alto Adigio o Tirol del Sur, de habla mayoritariamente alemana y capital en Bolzano, y Trentino, de habla italiana y capital en Trento, por la que discurre nuestro periplo.

Trento es una ciudad repleta de monumentos y joyas artísticas

Por seguir cierto criterio espacial, vayamos primero a las montañas y a la cabecera del valle. Allí se erigen unos picachos mondos, los Dolomitas de Brenta, declarados Patrimonio de la Unesco. Y un parque natural, el Adamello-Brenta, la mayor reserva protegida del Trentino (620 km2), que incluye el dominio de esquí más prestigioso de la zona, con 150 km de pistas.

Núcleo de ese territorio de altura es Madonna di Campiglio, en cuya acogedora piazzeta toman el aperitivo los turistas, al lado de campeones en liza, testas coronadas, gentes de fortuna y la beautiful people del mejor papel couché. No solo en Madonna. En el cercano Val Rendena, Pinzolo sirve de sucursal a esa hoguera de vanidades. Mientras en otro valle próximo, el Val di Non, reina la placidez, tachonada de pomares que surten el 80% de las manzanas italianas. En él se esconden uno de los lagos más azules y secretos, el de Tovel, y un castillo fiero, el de Thun, convertido hoy en museo de recuerdos y costumbres.

Al descender por el valle del Adigio pronto llegamos a Trento, que da nombre a la provincia autónoma y a la región. La que fue una ciudad imperial libre, regida por príncipes-obispos, encarna bien lo peculiar del enclave: ser, más que un mero paso, un punto de encuentro. En efecto, aquí, a medio camino entre el norte protestante y rebelde y el sur católico y combativo, se celebró el Concilio de Trento, buscando apaciguar una Europa convulsa en términos religiosos y políticos. Duró 18 años (1545-1563) y el concilio fijó los moldes de la Contrarreforma, que dio respuesta a la reforma protestante impulsada por Martín Lutero y vigor al barroco.

El famoso Concilio de Trento puso en el mapa a esta ciudad italiana

En Trento, las sesiones conciliares transcurrieron en la iglesia de Santa María, renacentista y grandona, en cuyo órgano llegó a tocar el compositor alemán Händel. Se halla próxima al ombligo de la Piazza del Duomo, con la catedral románica, la Torre Cívica, el Palazzo Pretorio y un cerco de fachadas cubiertas de frescos, acorralando al dios Neptuno de la fuente central. La plaza acoge cada verano la Festa Vigilane, de origen medieval.

Calles trufadas de tiendas ascienden hasta el Castel del Buon Consiglio, la antigua residencia episcopal. Desde su galería o logia veneciana se tiene a los pies,
como amansada, la ciudad entera. Se atisba la geometría como de bloques de hielo del MUSE (Museo de las Ciencias), un diseño de Renzo Piano, distinguido en 2015 como mejor museo europeo del año. Más lejos se cierne el Monte Bondone (1.685 m), como una tentación verde.

Es sin embargo Rovereto, aguas abajo del Adigio, la que se alza con la fama de ser «la Atenas del Trentino». El joven Mozart hizo su debut italiano precisamente aquí, en una botica, y encomió luego en su Don Giovanni, el vino local marzemino; eso ha servido de excusa para celebrar cada mes de agosto un Festival Mozart. Aquí también el arquitecto suizo Mario Bota creó el soberbio MART (Museo de Arte Moderno y Contemporáneo), que exhibe a todos los artistas italianos más importantes del siglo XX.

A Rovereto se la conoce como «la Atenas del Trentino»

Otro título que luce Rovereto es el de «Ciudad de Paz». Como punto estratégico fue castigada por todas las contiendas, sobre todo la Primera Guerra Mundial. Su castillo ya fue convertido en 1921 en Museo de la Guerra, y tres años más tarde, con el bronce de cañones fundidos, se moldeó la Campana de la Paz, que cada atardecer dobla cien veces por los muertos de todas las guerras.

Lagos idílicos como el Toblino, balnearios y castillos se suceden a un lado y otro del río vertebrador del Trentino. Uno de los bastiones más imponentes es el Castelo de Arco, que ya dibujaron Durero y Goethe (lo detuvieron por eso, pensando que era un espía), cuando se encaminaban al Lago di Garda, destino de otros talentos como Nietzsche, Kafka o Thomas Mann, y aristócratas en busca de luz y calor.

Un microclima permite florecer naranjos y limoneros, palmeras, buganvillas y camelias. Riva del Garda es otro polo de atracción del lago. Sosegada, con paseos junto a muelles y terrazas, el MAG (Museo Alto Garda) en un castillo lacustre, ágapes reposados en trattorias surtidas de los vinos y grappas locales. Los aficionados a la vela y el surf aprovechan la brisa matinal (l’ora) o vespertina (vento) y animan este mar interior, mientras los ciclistas parecen obsesionados en escalar los puertos del Giro de Italia. Este territorio no es solo un corredor de tránsitos y encuentros, es un microcosmos y un fascinante caleidoscopio para los sentidos.

Pesca con soplete

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2018/02/27/voe02_septiembre2013__1280x720_2.jpg

Atraídas por la llama sulfúrica de un soplete de acetileno, un gran cardumen de caballas – Scomber scombrus– salta a las redes de una embarcación cerca de Nueva Taipei, en Taiwan.

En tiempos invernales la caballa permanece a unos 170 metros de profundidad, pero cuando se acerca el buen tiempo, suelen agruparse en bancos muy numerosos y subir a la superficie. Es entonces cuando los taiwaneses se valen de la práctica de esta técnica de pesca nocturna practicada en la actualidad por unos pocos pescadores mayores entre los meses de mayo y septiembre.

Los bioplásticos sostenibles podrían estar a la vuelta de la esquina

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2019/01/09/bolsas-de-plastico_b5038165_1280x853.jpg

Un nuevo estudio acaba de describir un proceso para sintetizar polímeros bioplásticos que no requieren ni del uso de tierra, ni de agua dulce; recursos que ya escasean en gran parte del mundo. El polímero en cuestión se deriva de una especie de microorganismos que se alimentan de algas. Es biodegradable, en su elaboración no se genera ningún tipo de desecho tóxicos y además se recicla fácilmente junto con el resto de desechos orgánicos.

El invento fue el fruto de una colaboración entre el Dr. Alexander Golberg y el Profesor Michael Gozin, respectivamente de la Escuela de Ciencias Ambientales y de la Tierra; y de la Escuela de Química, ambas de la Univerdad de Tel Aviv. Su investigación titulada Macroalgal biomass subcritical hydrolysates for the production of polyhydroxyalkanoate (PHA) by Haloferax mediterranei fue publicada recientemente en la revista Bioresource Technology.

Este bioplástico se recicla fácilmente junto con el resto de desechos orgánicos

Según las Naciones Unidas, el plástico representa hasta el 90% de todos los contaminantes en nuestros océanos, sin embargo, todavía existen pocas alternativas que puedan sustituirlo y respetuosas con el medio ambiente.

“Los plásticos tardan cientos de años en descomponerse. Así que las botellas, los envases y las bolsas crean ‘continentes’ de plástico en los océanos, ponen en peligro a los animales y contaminan el medio ambiente”, dice el Dr. Golberg. “El plástico también se produce a partir de productos derivados del petróleo, en un proceso industrial que libera contaminantes químicos como subproducto.

“Una solución parcial a la epidemia plástica son los bioplásticos, que no provienen del petróleo y se degradan rápidamente. Pero los bioplásticos también tienen un coste ambiental: cultivar las plantas o las bacterias para fabricarlo requiere suelo fértil y agua dulce, que muchos países , incluyendo a Israel, no disponen. Nuestro nuevo proceso produce ‘plástico’ a partir de microorganismos marinos”

Los bioplásticos también tienen un coste ambiental: requieren terreno o agua dulce

De este modo, los investigadores aprovecharon los microorganismos que se alimentan de las algas para producir un polímero bioplástico llamado polihidroxialcanoato (PHA). “Nuestra materia prima son algas multicelulares, cultivadas en el mar”, dice el Dr. Golberg. “Estas algas son consumidas por microorganismos unicelulares, que también crecen en agua muy salada y producen un polímero que se puede usar para hacer bioplásticos.

“Ya hay fábricas que producen este tipo de bioplásticos en cantidades comerciales, pero utilizan plantas que requieren tierras agrícolas y agua dulce, lo que supone un gasto de recursos que podrían emplearse en otras priodidades. El proceso que proponemos nosotros, permitirá a los países con escasez de agua dulce, como Israel, China e India, cambiar de plásticos derivados del petróleo a plásticos biodegradables “, añade el investigador.

Según el Dr. Golberg, el nuevo estudio podría revolucionar los esfuerzos del mundo para limpiar los océanos sin afectar las tierras cultivables y sin usar agua dulce. “El plástico procedente de fuentes fósiles es uno de los agentes contaminantes más abundantes en los océanos”, dice. “Hemos demostrado que es posible producir bioplásticos completamente basados ​​en recursos marinos en un proceso que sea amigable tanto para el medio ambiente como para sus habitantes. Ahora estamos realizando una investigación básica para encontrar las bacterias y algas que serían más adecuadas para producir polímeros para bioplásticos con diferentes propiedades”, concluye. Parece que todo está por llegar.

Los romanos se van de vacaciones

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2019/01/11/15-templo-poseidon-vacaciones-roma_71d9e9c0_1280x660.jpg

Los romanos de la Antigüedad viajaban por múltiples motivos: comerciales, profesionales, familiares y personales, religiosos, intelectuales, militares… Pero no eran pocos los que lo hacían también por placer, esto es, para hacer turismo. No sería exagerado sostener que en la ciudad del Tíber se pueden rastrear los orígenes de una costumbre que millones de personas practican actualmente cuando consiguen reunir unos cuantos días libres. De hecho, la palabra turismo tiene una raíz latina: procede del verbo tornare, “volver” o “hacer girar”, lo que implica un viaje de ida y vuelta, tal y como entendemos hoy nuestras andanzas estivales.

Los nobles romanos distinguían perfectamente entre el negotium, cuando se encontraban atareados en sus quehaceres diarios, y el otium, el período de descanso. Entonces llegaba el momento de alejarse del caos urbano en una villa marítima, de las que abundaban, sin ir más lejos, a los pies del Vesubio, o de conocer las atracciones monumentales de las provincias orientales, especialmente si hablamos de oficiales y administradores empleados en esas regiones.

Ganas de conocer mundo

Los romanos no fueron inmunes al irresistible encanto de conocer mundo. No es casual que en los siglos II y III d.C. se popularizaran las novelas de aventuras exóticas (Las aventuras de Leucipa y Clitofonte, Las efesíacas, Las etiópicas…), que ponían al lector en la piel de jóvenes parejas de enamorados que conseguían reunirse tras pasar por innumerables peripecias entre tribus etíopes, piratas griegos y déspotas orientales. Aquiles Tacio, Jenofonte de Éfeso y Heliodoro de Emesa son los nombres de algunos de estos Salgari y Julio Verne del pasado clásico que trasladaban a su público a lugares remotos sin tener que moverse de casa.

Los bibliófilos de mayor cultura, sin embargo, podían optar por hojear los volúmenes de las periegeses, las narraciones descriptivas de los más célebres monumentos del pasado –tanto arquitectónicos como escultóricos–, sobre todo de Grecia, pero también de Asia Menor o del sur de Italia y Sicilia. Comparadas a menudo con las guías de viaje actuales, lo justo sería definir las periegeses como tratados artístico-históricos concebidos básicamente para informar sobre los ritos específicos que se practicaban en cada lugar, por lo que describían los principales complejos religiosos (los santuarios), así como sus fiestas y tradiciones.

Plinio el Viejo, tan conocido por su obra Historia natural como por su fallecimiento durante la erupción del Vesubio del año 79 d.C., atribuía a sus coetáneos la lectura de este tipo de escritos, en especial cuando versaban sobre Egipto, Grecia y Asia.

A Séneca, por su parte, le parecía interesante salir de la propia ciudad, pues eso procuraba el encuentro con gentes diferentes y espectáculos naturales desconocidos, entre los que hacía hincapié en los ríos –los accidentes fluviales, a menudo divinizados, nunca dejaron de fascinar a los antiguos–, citando el Tigris, el Nilo y el Meandro (el río Menderes, en Turquía). Es decir, son los mismos autores grecorromanos quienes nos informan de los grandes destinos turísticos y de los atractivos que presentaban el patrimonio artístico y la Naturaleza de estos lugares.

Rutas por Grecia

El patrimonio intelectual de determinadas regiones constituía un aliciente particular para los viajeros. La Hélade y las provincias asiáticas estaban repletas de recuerdos de los poemas homéricos, con los que los romanos se identificaban a través de su héroe Eneas: en Pilos se veneraba el sepulcro de Néstor; en Atenas, la tumba de Edipo; Orestes reposaba en Esparta, y Agamenón e Ifigenia yacían en Micenas. En Troya se adivinaban aún las huellas del campamento de los sitiadores aqueos o del altar de Zeus, donde el rey troyano Príamo había perdido la vida a manos de Neoptólemo, hijo de Aquiles. Pero aquel lugar era famoso sobre todo por las supuestas tumbas de los héroes homéricos, como Héctor o el propio Aquiles, que visitaron Julio César y algunos de sus sucesores, entre ellos los emperadores Adriano, Caracalla, Diocleciano y Constantino. Las escapadas a Grecia incluían la visita a poblaciones como Corinto, Epidauro, Delfos, Esparta u Olimpia; destinos atrayentes a causa de los festivales y juegos atléticos que allí se celebraban, eventos que además fijaban el mejor momento para visitarlos. Otras ciudades presentaban importantes atractivos locales: Rodas llamaba la atención por el Coloso, cuya masa broncínea de 33 metros de altura, que representaba al dios Helios, se había desplomado a causa de un terremoto en el año 226 a.C. Los forasteros se entretenían explorando sus enormes miembros fragmentados, convertidos en grutas artificiales, o intentando abarcar con sus brazos el pulgar de la estatua, una tarea imposible en palabras de Plinio el Viejo.

Pasión por Egipto

Una tierra en la que el turista romano se sentía auténticamente maravillado era Egipto. La extrañeza de sus ritos religiosos y de su escritura jeroglífica desconcertaba y fascinaba por igual al visitante; lo mismo puede decirse de sus monumentos, ya fueran las pirámides de Gizeh o las tumbas subterráneas del Valle de los Reyes. En estas últimas todavía puede detectarse el paso de cientos de excursionistas de la Antigüedad gracias a los grafitos –con nombres, fechas, pequeñas biografías, poemas, opiniones…– que grabaron en sus muros. Así, sabemos que un tal Isidoro, natural de Alejandría, estudió Derecho en Atenas; que el centurión Januarius penetró en las criptas junto a su hija Januarina, o que a An- tonio le maravillaba el Valle casi tanto como la ciudad de Roma. Prácticamente la mitad de los grafitos descubiertos se aglutinan en la tumba de Ramsés VI, de la que se dijo que era el sepulcro de Platón, por lo que los filósofos neoplatónicos entraban en ella con el respeto reverencial de quien oraba en un templo. Algunos de los grafitos inscritos en los muros de esta tumba faraónica muestran lo que pensaron del lugar algunos visitantes, como el que dejó escrito “la visité y no me gustó nada, excepto el sarcófago” o el de un abogado llamado Bourichios, al cual le fastidiaba no comprender el significado de los jeroglíficos: “¡No puedo leer este escrito!”.

Otro monumento egipcio que atrajo particularmente a los viajeros de la Antigüedad fue la pareja de esculturas sedentes de Amenhotep III que perduraban de su templo funerario, próximo a Luxor. Griegos y romanos enseguida las bautizaron como “Colosos de Memnón”, al estimar que una de las estatuas mostraba la figura de Memnón, rey etíope aliado de los troyanos. Por las mañanas, cuando la brisa soplaba a través de las fisuras dejadas por un terremoto, las estatuas emitían un curioso sonido que atraía a gran número de espectadores, que creían escuchar el tañido de una lira, un silbido o un llanto. Numerosos turistas contrataron picapedreros locales para inscribir grafitos en los Colosos, como el lírico Paeón, quien compuso unos versos en honor de su patrón Metio Rufo, o la poetisa Julia Balbilla, que viajaba en el séquito de Vibia Sabina, la esposa del emperador Adriano.

Trabajo y placer

Los romanos que dejaban su patria solían encontrar tiempo para hacer turismo, incluso durante el desempeño de misiones bélicas y diplomáticas. Véase por ejemplo el caso de Lucio Emilio Paulo, quien, después de que sus legiones acabaran, en el año 168 a.C., con la vida de 20.000 hombres en la batalla de Pidna, y tras desmembrar el viejo reino helenístico de Macedonia, emprendió un tour que lo llevaría a presentar sus respetos y sus ofrendas a Atenea en la Acrópolis ateniense, a Apolo en su santuario de la isla de Delos, a Asclepio en su recinto sagrado de Epidauro y, por supuesto, a Zeus en su templo de Olimpia. Pero no descuidó enclaves tan emblemáticos como Áulide, en Beocia, puerto de partida de la expedición griega contra Troya encabezada por Agamenón, o el istmo de Corinto, sede de los Juegos Ístmicos. Años después, el senador Lucio Memio también combinó deber y placer durante un viaje a la ciudad egipcia de Arsínoe, la antigua Cocodrilópolis. Memio gozó de la obsequiosidad de un funcionario del rey Ptolomeo IX llamado Asclepíades, que durante su itinerario le procuró todas las comodidades: dispuso su visita al Laberinto (el complejo mortuorio conectado a la pirámide del faraón Amenemhat III) y le proveyó de los típicos panecillos con que los turistas alimentaban a los reptiles que daban nombre a la ciudad, sobre todo al más importante de todos ellos: el cocodrilo que encarnaba al dios Sobek. Relata el geógrafo Estrabón que aquel enorme animal no paraba de engullir frutas, galletas y vino que le echaban los visitantes de paso.

Pero no había que marcharse al otro extremo del Mediterráneo para poder gozar de unas estupendas vacaciones. Desde la época republicana, los patricios romanos poseían una o varias villas de recreo en la costa o en el campo, adonde se retiraban con la intención de escapar de sus obligaciones cotidianas y consagrarse de lleno al otium.

Casas de vacaciones

En Italia, el área favorita para disponer de segundas residencias fue la Campania, donde se localizaban Pompeya, Herculano, Estabia y otras poblaciones emblemáticas. Cercana a Roma, tenía un clima benigno y playas atrayentes, cualidades imbatibles para convertirse en un centro turístico privilegiado. Así lo intuyó a comienzos del siglo I a.C. el “empresario” Cayo Sergio Orata, quien reformaba villas al borde de la bahía napolitana para luego venderlas a un alto precio a los senadores.

En las playas campanas el tiempo discurría plácidamente, “entre romances, canciones, banquetes y paseos en bote”, escribía Cicerón.

También Plinio el Joven describía las ocupaciones veraniegas a las que se entregaba en sus villas: meditar, leer, recibir masajes, bañarse, escuchar recitaciones y música, pescar o montar a caballo. Actividades que bien se podían realizar solo o en compañía de invitados de las villas vecinas; en este caso, la caza solía convertirse en otro de los pasatiempos favoritos. En el siglo IV d.C., el erudito Quinto Aurelio Símaco, propietario de decenas de moradas, se solazaba con sus amigos Macedonio y Atalo charlando, leyendo y, al igual que Plinio el Joven, empleándose a fondo en la caza, costumbre propia de su cuna aristocrática. Los banquetes suntuosos estaban a la orden del día cuando se reunían estos comensales de noble origen, y la mayor parte de las veces se amenizaban con exhibiciones musicales, teatrales, de danza y otras que hoy llamaríamos “circenses”. Ummidia Quadratilla, una dama ilustre de hace dos mil años, hasta contaba con una troupe de pantomimos, equilibristas y bailarinas que hacían de sus cenas deliciosos festejos.

Afortunadamente, la arqueología ha preservado muchas de estas viviendas de lujo, embellecidas con amplios jardines, ninfeos de aguas claras, piscinas, coloridas pinturas, colecciones escultóricas en mármol y bronce de inspiración helena, y dotadas de bibliotecas como la de la villa de los Papiros, en Herculano. La mayoría de estas residencias eran de dimensiones extraordinarias, como la villa del Pastor, en Estabia, que rondaba los 19.000 metros cuadrados, o la no lejana villa Arianna, de 13.000 metros cuadrados. En estos fastuosos ambientes de representación social, de ocio vacacional, de reposo espiritual y de disfrute intelectual, el patricio romano se podía sentir como un sibarítico rey helenístico en su palacio.

Para saber más

Viajes por el antiguo Imperio romano. Jorge García Sánchez. Nowtilus, Madrid, 2016.

Cartas. Plino el Joven. Gredos, Madrid, 2008.

Las siete maravillas. S. Saylor. La Esfera de los Libros, Madrid, 2014.

Un santuario para recordar a los antepasados en una villa urbana de Edfu (Egipto)

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2019/01/11/telledfu3_e842a53a_1280x853.jpg

Los reyes establecidos en Tebas a comienzos de la gloriosa dinastía XVIII del Antiguo Egipto buscaron alianzas con las familias de la élite establecidas en los centros urbanos regionales del sur, entre ellos Edfu, una ciudad situada en la ribera occidental del río Nilo. Una excavación arqueológica en el antiguo asentamiento de Edfu, dirigida por el Instituto Oriental de la Universidad de Chicago, está sacando a la luz una gran villa o mansión urbana, con los restos de un santuario donde se rendía culto a los antepasados, que data precisamente de esa época, a comienzos del Imperio Nuevo y de la dinastía XVIII, aproximadamente entre el 1500 y el 1450 a.C., durante los reinados de Amosis I, Amenofis I y Tutmosis I; este último fue uno de los faraones más grandes de la historia al extender las fronteras de Egipto hasta unos límites nunca antes alcanzados y al terminar de liquidar el Reino de Kush. “En el santuario de esta villa urbana se desarrollaron actividades de culto con el fin de preservar la memoria de los antepasados de la familia que ocupaba la casa. El hallazgo, prácticamente intacto, es uno de los ejemplos más antiguos de un santuario doméstico del Imperio Nuevo y el primero que se descubre en Egipto en más de 80 años”, comenta Nadine Moeller, la directora del Proyecto Tell Edfu junto con Gregory Marouard, a National Geographic España.

Las últimas excavaciones en la villa urbana, completadas en diciembre de 2018, han sacado a la luz varias habitaciones con columnas, la más grande de las cuales, de unos 10 metros de largo y 8 de ancho, tenía seis columnas. “El edificio descubierto en Edfu es importante porque la mejor comparación sería la ciudad real de Amarna, que está muy bien estudiada pero que data de finales de la dinastía XVIII, es decir, más de 200 años después. Además, el ejemplo de Edfu, que aún no hemos excavado del todo, consta de una gran sala central con seis columnas, mientras que la mayoría de mansiones de Amarna tiene unas dimensiones menores, normalmente de cuatro columnas”, afirma Moeller. El santuario, ubicado en una esquina de la sala principal, probablemente estaba rodeado por una estructura de madera e incluía un pequeño lugar para hacer fuego, una mesa de ofrendas, dos pequeños pedestales de ladrillos de adobe, varias estelas, un busto excepcional de una antepasado femenino y la estatuilla de un escriba sentado. “Sabemos por las inscripciones en la estatuilla del escriba y en una estela que muestra una pareja de pie que en la villa vivieron los administradores más importantes de la ciudad: el escriba de la provincia de Edfu (el segundo nomo del Alto Egipto) y el alcalde de la ciudad”, agrega. “Estamos encantados de haber hallado un conjunto completo de objetos dentro de un contexto arqueológico original”, afirma Moeller en un comunicado de la Universidad de Chicago.

Flores bajo la luz ultravioleta

Esta Noticia fue originalmente compartida en SutesUaem Prensa Educativa

Fuente: National Geographic

https://www.nationalgeographic.com.es/medio/2018/11/13/stock-mj8782-copy-of-plains-coreopsis-pair-22_5022a6e2_1280x720.jpg

La primera tarea del fotógrafo Craig Burrows es elegir una flor, escudriñando en parques y grietas de la calzada. Cuando localiza una buena candidata –con cuerpo y textura compleja–, se la lleva a casa. Si no da con el espécimen que desea, la cultiva él mismo en su jardín.

Burrows vive cerca de Los Ángeles, un entorno perfecto por su diversidad botánica. Desde 2014 retrata flores con una técnica denominada fo­­tografía de fluorescencia visible inducida por radiación ultravioleta (UVIVF, por sus siglas en inglés). Este método hace visibles los espectaculares colores que emite una flor cuando está expuesta a la luz ultravioleta.

Desde 2014 retrata flores con una técnica denominada fo­­tografía de fluorescencia visible inducida por radiación ultravioleta

Los pigmentos normales cobran nueva vida y aparecen unos tonos que uno imaginaría más propios de la flora de otro planeta. Las margaritas y los girasoles suelen presentar las fluorescencias más llamativas, con pigmentos que refulgen en colores vibrantes. Muchas flores revelan aspectos inapreciables bajo una iluminación convencional.

La técnica UVIVF requiere una oscuridad casi absoluta y la perfecta inmovilidad de las plantas. Obviamente las flores no salen corriendo al ver la cámara, pero en una exposición de 20 segundos de duración siempre pueden moverse, doblarse o girarse. Burrows contiene el aliento en el ínterin, consciente de que una simple exhalación o un mínimo movimiento del polvo pueden introducir partículas distractoras o hacer que la imagen salga borrosa. El resultado es una serie de luminosos retratos botánicos salpicados de destellos.

«No creo nada especial –dice Burrows–. Lo que hago es encontrar algo que tenemos delante de nosotros y compartirlo de una forma que las demás personas todavía no han visto nunca». Muchas veces, añade, las cosas más interesantes están ocultas ante nuestros propios ojos.



ENLACES

[Lo Nuevo] [Madres Solas] [SUTESUAEM] [Previsión Social] [Ciencias Económico Administrativas]
[
Ciencias Sociales] [Ciencias de la Informaci
ón][México Historia y Cultura]
[Materias de Estudio]
[
SPCU] [Diplomado SPC] [Documentos SPC] [Foro Permanente SPC] [Enlaces SPC][PRONAD-SIIA] [Enlaces]

[Joseacontrera's Blog] [Propósito] [Viajeros] [Mis Viajes] [Fotos] [Música] [Deportes] [Correo] [Curriculum] [Godaddy]


NOTICIAS
 [México] [Edomex] [Prensa Educativa] [Universities] [Empleo] [Joseacontreras Diario] [Derechos Humanos Diario]